es    enfacebook   facebook

Maximiano Trapero: "El Rancho de Ánimas de Canarias no tiene parangón con los peninsulares y sin embargo es muy poco conocido"

Maximiano Trapero: "El Rancho de Ánimas de Canarias no tiene parangón con los peninsulares y sin embargo es muy poco conocido"

El catedrático de la ULPGC recordó que este culto a los muertos solo pervive como tal en Teror y Valsequillo

La Carta Etnográfica de Gran Canaria tiene casi 10.000 bienes registrados que, “si no se usan, se deterioran”

El catedrático de Filología Hispánica de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Maximiano Trapero, inauguró ayer la última jornada del II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias de la ULPGC, que se celebra en el marco del XX Festival Internacional de Folklore de la Villa de Ingenio bajo el título ‘Turismo y tradición’, con una conferencia sobre los Ranchos de Ánimas de Canarias.

Maximiano Trapero se confiesa impresionado por este culto a los muertos que lleva estudiando desde hace años y que “no tiene parecido ninguno con el resto de manifestaciones culturales de Canarias”. “Quien haya asistido en vivo a una manifestación folklórica como ésta, no la olvidará nunca”, aseguró el catedrático quien explicó que, “de todas las tradiciones, el Rancho de Ánimas de Canarias no tiene parangón con los que se celebran en la Península y sin embargo es muy poco conocido”.

Las Rondas de Ánimas y las Cofradías de Ánimas de varias localidades peninsulares “nada tienen que ver con los Ranchos de Ánimas de Canarias”. Entre otros aspectos, cabe destacar que se diferencian en la métrica, aunque por lo general subyace en ellos el mismo sentido, es decir, “ir cantando y pidiendo limosna para llevarla a la parroquia y que después revierta en el purgatorio de las almas”.

Este culto a los muertos que las culturas modernas están diluyendo, solía estar vinculado a la religión. “Los ranchos tienen una fe inconmovible, sus miembros sufren por seguir las tradiciones de sus antepasados porque creen firmemente en lo que dicen. No importa tanto el efecto artístico, como el fondo que se persigue, el espiritual, el de no olvidar”. Trapero opinó que ni las voces de los Ranchos de Ánimas son buenas, ni tocan bien, ni siquiera funcionan bien como coro “y sin embargo producen un efecto que impresiona”.

Quizás influya el hecho de que sus componentes suelen ser hombres mayores, sin una vestimenta especial y anónimos, “lo que convierte a los ranchos en uno de los mayores arcaísmos”. “Hoy en día sí podemos encontrar alguna mujer, pero no era lo habitual”, aclaró. También la forma de los cantos y las métricas ofrecen una sensación especial, ya que normalmente es un solista el que dice sus versos y el coro los repite de manera peculiar.


“La estructura métrica tan compleja que se utiliza llamada ‘zéjel’ no existe en ningún otro lugar de España, ha desaparecido del panorama español y sin embargo se sigue practicando en los Ranchos de Ánimas de Canarias”.

Maximiano Trapero recordó los Ranchos de Ánimas que aún quedan en la Isla, siendo los de Teror y Valsequillo los únicos que perviven con su forma original y con renovación de repertorio. También existe uno en La Aldea de San Nicolás, que desapareció después de la Guerra Civil española, pero que recientemente ha vuelto a reaparecer aunque con un repertorio muy limitado.

Otros lugares tienen o han tenido Ranchos de Ánimas, también Ingenio, municipio al que invitó a recuperar esta tradición a través de la Asociación Cultural Coros y Danzas, que en el día de La Virgen de Candelaria, canta una melodía del Rancho de Ánimas.

Tras la ponencia de Maximiano Trapero, el licenciado en Historia y en Antropología Social y Cultural de la ULPGC, Francisco Mireles, explicó cómo fue confeccionada la Carta Etnográfica de Gran Canaria. Se trata de una base de datos de los bienes etnográficos que existen en la Isla, “construcciones levantadas en su época por personas anónimas” y que aún perduran.

Se realizó así un inventario del patrimonio inmueble etnográfico de la Isla, tomando como fundamentación la Ley de Patrimonio Histórico de Canarias, aunque restringiéndolo a las actividades económicas y excluyendo las viviendas unifamiliares -sí se incluyeron conjuntos de viviendas-, la arquitectura oficial y la religiosa, ya contempladas en un inventario del Gobierno de Canarias.

El trabajo de campo lo realizaron historiadores y geógrafos que basaron sus investigaciones en los testimonios de antiguos alcaldes, carteros, párrocos... Gracias a esas investigaciones se realizaron unas fichas y se completó un inventario de patrimonio inmueble etnográfico con casi 10.000 bienes registrados, de los que los hidráulicos suponen más del 50%, mientras que los bienes agrícolas superan el 33% y los ganaderos (pastoreo) poco más del 2%.

“Gran Canaria es la única isla que tiene completo este inventario”, aseguró Mireles quien destacó la importancia de que toda la información recogida en la Carta esté a disposición de los ciudadanos en la web de la Fundación para la Etnografía y el Desarrollo de la Artesanía Canaria (Fedac), www.fedac.org.

Francisco Mireles cree firmemente en que “el patrimonio inmueble sirve como seña de identidad y de paisaje etnográfico” y subrayó “la variedad y riqueza del extenso patrimonio hidráulico de la Isla”. En su breve recorrido por algunos de estos inmuebles recogidos en la Carta Etnográfica de la Isla, Mireles destacó los “efectos colaterales” del trabajo de campo al hacer el inventario: “la generosidad de las personas y la amabilidad de los entrevistados”.

Para finalizar su intervención hizo hincapié en que el patrimonio etnográfico “requiere un mantenimiento que solo es posible con su uso; si se usa se mantiene, si no se va deteriorando”.

La emigración y la gastronomía, temas de interés en el II Campus de Etnografía y Folklore ULPGC

La emigración y la gastronomía, temas de interés en el II Campus de Etnografía y Folklore ULPGC

Gutiérrez: “Los emigrantes siempre han llevado el folklor y las tradiciones en la maleta”

Ballesteros: “La gastronomía es una de las formas de creación de identidad de las poblaciones”

La emigración unida al folklore y la gastronomía como elemento clave del destino turístico fueron los temas abordados ayer en la tercera jornada del II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC), que se organiza en el marco del XX Festival Internacional de Folklore de la Villa de Ingenio bajo el título ‘Turismo y tradición’.

Esta jornada estuvo presidida por el Director del Festival Internacional de Folklore de la Villa de Ingenio, David Castellano y por la Secretaria de Coros y Danzas de Ingenio, Obdulia Artiles, quienes se sumaron a la celebración del 70 aniversario de la UNESCO y al 45 aniversario del Consejo Internacional de Organizaciones de Festivales de Folklore y de las Artes Tradicionales (CIOFF), que coinciden además con el vigésimo aniversario del Festival.

La antropóloga de la Universidad de Antioquía-Colombia, Eliana Marcela Gutiérrez León, compartió durante su exposición una experiencia de vida porque “de una manera u otra todos somos emigrantes y siempre hemos llevado el folklor y las tradiciones en la maleta”.

Para explicar el sentimiento de emigración, Eliana Gutiérrez leyó un verso escrito por ella que finaliza de forma muy gráfica: “esta tierra nos abraza, dando vida y esperanza, y bajo el mismo cielo cada noche la luna nos cuenta que somos hermanos de origen y habitamos una sola y gran Casa”.

También habló de los movimientos migratorios y los factores que los han producido. En este sentido añadió que “los movimientos migratorios, los desplazamiento de población de unos lugares a otros han acompañado siempre a la humanidad y es uno de los componentes básicos del cambio demográfico, sin duda el más difícil de medir y de analizar”, ya que en muchos registros y datos estadísticos no se alcanza a saber con exactitud el flujo de migrantes que se desplazan de un territorio a otro.

En concreto explicó los factores que han provocado la emigración colombiana, principalmente en la década de los 90, debido a una crisis económica que atravesó el país. Muchos de ellos eligieron España por esa relación existente con la lengua. Otro de los factores de la emigración a lo largo de los años ha sido la violencia ejercida en el país por las fuerzas militares, las guerrillas y el ejército, así como la fuga de cerebros de colombianos que han querido salir para buscar alternativas económicas mejores debido a que allí no habían.

Llegados a este punto mostró las expresiones culturales que comparten Canarias y Colombia como son la lucha canaria y la lucha tradicional de los wayuu; la danza de las cintas en Canarias y la danza de las cintas en Antioquía-Colombia; la bandurria canaria y la bandola colombiana; el timple canario y el timple colombiano, así como atuendos, cantos y pasos de una región y otra que son muy parecidos.

Para finalizar, puso el ejemplo de los colombianos que se encuentran en Canarias que poco a poco comienzan a crear asociaciones para compartir y como mecanismo para la integración y la interculturalidad.

Tras su ponencia le tocó el turno de exposición a José Luis Ballesteros Rodríguez, profesor Vicedecano de la Facultad de Economía, Empresa y Turismo de la ULPGC, quien habló en su ponencia de la gastronomía como elemento clave del destino turístico.

Una de sus primeras reflexiones y lo que siempre comparte con sus alumnos es que “tenemos que salir fuera para conocer lo que hay y saber con lo que competimos”. Hay países que tienen una buena gastronomía y otros de intensidad menor, explicó Ballesteros, pero lo que debemos saber “es quien la pone mejor en valor”.

De esta forma, se refirió a tres aspectos clave: la gastronomía como recurso turístico, el turismo gastronómico y un aspecto a su juicio muy importante, la autenticidad en la oferta gastronómica. De esta forma explicó que los recursos turísticos relacionados con la naturaleza se tienen que convertir en productos turísticos a partir de los servicios e infraestructuras que se creen alrededor, así como con la manera en la que se da a conocer el destino, porque si no, no tendrán valor.


Habló de la gastronomía como recurso turístico y como una de las formas en las que las poblaciones crean su identidad. La gastronomía es un servicio básico destinado a cubrir necesidades fisiológicas, pero “podemos convertir esta necesidad en una experiencia memorable y generar una experiencia única” a través de nuestros productos culinarios propios de la tierra. “Así estaremos en la mente de los turistas que pueden recomendar el destino o volver a él”.
También alrededor de la gastronomía se pueden generar espacios con encanto y buen ambiente como puede ser establecimientos en una plaza o alrededor de una catedral, etc. Por otra parte, puede ser el complemento perfecto a un turismo de golf, náutico, monumental, de negocios o de congresos o como motivo mismo del viaje turístico gastronómico.


Durante su intervención hizo referencia a las iniciativas gastronómicas impulsadas durante los últimos años para vender los destinos turísticos unidos a la gastronomía. El profesor puso como ejemplo el proyecto lanzado en 2009 “Saborear España”, para generar una identidad gastronómica y destacó que hay destinos que se están posicionando con productos concretos como La Rioja con su vino o Galicia con los productos del mar. Para finalizar matizó que para vender un producto turístico “hay que pensar siempre en el turista y conectar con la demanda. Con identidad pero adaptando el producto y pensando en ellos”.

Valentín Barroso: “La gente cree que La Rama de Agaete es un rito aborigen, y no lo es”

Valentín Barroso: “La gente cree que La Rama de Agaete es un rito aborigen, y no lo es”

El arqueólogo participó ayer en el Campus Universitario de Etnografía y Folklore para desmontar algunos mitos en torno a esta fiesta popular

Un centenar de personas asistieron ayer a la segunda jornada del II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC), que se celebra en el marco del XX Festival Internacional de Folklore de la Villa de Ingenio bajo el título ‘Turismo y tradición’.

En esta segunda jornada, el arqueólogo Valentín Barroso, desmontó los mitos que rodean la fiesta de la Bajada de la Rama de Agaete con su ponencia ‘La Rama: historia y mito’. Barroso explicó que desde 30 ó 40 años se conoce la fiesta de Agaete por la Bajada de La Rama y no por su auténtico nombre que es la Fiesta de la Virgen de las Nieves y cuyo acto más importante es el Día de la Virgen que se celebra al día siguiente de La Rama.

“A la gente le gusta La Rama porque va la Banda de Agaete y todos bailamos con las ramas y con los papagüevos”, pero mucha gente cree erróneamente que el acto de atravesar el pueblo bailando con las ramas es un rito aborigen de petición de lluvia, “cuando en realidad no tiene nada que ver”.

De hecho, según Barroso, la gente ni siquiera sube al pinar a coger las ramas con las que bailará posteriormente, sino que es el Ayuntamiento el que se encarga de recogerlas y depositarlas en la calle que marca el inicio del recorrido para que los ciudadanos y visitantes las cojan.

Por otro lado, desde hace un tiempo, se ve a determinadas personas que cuando llegan al mar, golpean el agua con las ramas. “Fue Pepe Dámaso quien se inventó la tradición de meterse en el mar golpeando con la rama”, recuerda Barroso, “pero nadie del pueblo lo hace porque eso no es la tradición”.

Al estudiar los orígenes de esta fiesta popular, Valentín Barroso comenzó a darse cuenta de la falsedad de esa versión suscrita por diversos escritos y artículos periodísticos, que sí entendían que la rama es un rito. Sin embargo, gracias a las conversaciones del arqueólogo con la gente mayor de Agaete, parece lógico pensar que la fiesta de la Virgen de las Nieves es una fiesta marinera en la que los hombres y mujeres del mar honran a su virgen. No se trata por tanto de una fiesta en la que los agricultores piden agua para sus tierras. “En agosto nadie pide lluvia y los lugareños no recuerdan que la gente se meta en el agua a pedir la lluvia”, explicó Barroso.

En ese sentido, después de estudiar durante años esta fiesta, Valentín Barroso tiene claro que el mito del rito aborigen se inventó en los años 60 por el periodista José Antonio García Álamo, quien reconoció años más tarde haberse inventado esta versión, así como por el alcalde de la época y otras personas “que quisieron darle otro sentido a la fiesta”.

Barroso quiso desmitificar también el sentido más nacionalista que ha querido darse a la Fiesta de Agaete, teniendo en cuenta que “todas las canciones que interpreta la Banda de Agaete, desde que toca la diana y durante toda la bajada, son marchas militares, excepto el ‘Somos Costeros’ de Pancho Guerra”, como la marcha ‘Soldado de España’ o ‘La Madelon’.

Barroso concluyó su intervención destacando que “la fiesta de La Rama no dejará de ser importante porque no sea aborigen o porque baile himnos militares”, pero “a veces las cosas no son lo que nos cuentan, hay que buscar un poquito”.

Tras su ponencia, el profesor de la ULPGC y doctor en Filología Hispánica, Yeray Rodríguez Quintana, explicó la iniciativa en la que está inmerso desde que en el año 2014 se cediera la Casa del Obispo de Carrizal a la Asociación de Verseadores Canarios Ochosílabas para su gestión.
El reto de esta asociación cultural es el de hacer de esta casa, al parecer la obra de arquitectura civil más antigua de Gran Canaria, “un espacio visitable”. Con este fin, además de acoger a los verseadores de Canarias, desde el año pasado se celebran ya talleres para niños que se inician en el verso improvisado.

Además, la Asociación organiza periódicamente actos y encuentros en los que los verseadores más veteranos, como Expedito Suárez (decano de los verseadores grancanarios y uno de los más veteranos de Canarias) cantan con los niños que participan en los talleres. Se trata de reflejar “la idea de que la tradición esté viva”, destacó Rodríguez.

Yeray Rodríguez tiene claro que “la continuidad es la preocupación central de Ochosílabas”, por eso la Asociación organiza también actividades como el ‘Universeando’, el Festival Internacional del Verso Improvisado, “un acicate para que la tradición continúe”, y prepara ya el Primer Encuentro Canario de Niños Verseadores, “un reto que puede parecer algo pretencioso, pero que es muy importante” y que está previsto para julio de 2016.

Queda pendiente para un futuro próximo la creación de una fonoteca y una biblioteca con sistema de préstamos, la digitalización de los fondos y la continuación de los retratos de verseadores fallecidos y de actividades y talleres varios, “porque contribuyen a hacer más enriquecedora la visita a la casa y a valorar la tradición y el patrimonio intangible de Canarias”.

“De nada sirve todo el esfuerzo por estudiar el pasado, si no se le da continuidad en el futuro”, dijo el profesor, para quien es de suma importancia “hacer de la Casa del Obispo una sede para disfrutar, para estudiar, para aprender y para que cobije toda la riqueza cultural de nuestra tierra y que sirva para no solo como punto de encuentro de la tradición oral, sino también para estudios etnográficos, etc.; que este espacio que ya va teniendo vida, tenga mucho más en el futuro”.

4ª Jornada. II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias

4ª Jornada. II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias

El jueves 23 de julio de 2015 finaliza el II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) con dos nuevas ponencias que tendrán lugar en el Centro Cultural de Ingenio “Federico García Lorca”.

Las conferencias que corresponden a esta cuarta y última jornada del Campus Universitario enmarcado dentro del XX Festival Internacional de Folklore de la Villa de Ingenio, serán presentadas por el profesor de la ULPGC, Ulises Castro.

A las 20.00 horas, el Catedrático de Filología Hispánica en la ULPGC, Maximiano Trapero, hablará sobre ‘Los ranchos de ánimas de Canarias y la memoria que queda del Rancho de Ánimas de Ingenio’.

Posteriormente, a las 21.00 horas intervendrá el licenciado en Historia y en Antropología Social y Cultural, Francisco Mireles, quien disertará sobre ‘El Patrimonio etnográfico de Gran Canaria como recurso turístico’.

FECHA: Jueves, 23 de julio de 2015

HORA:

- 20.00 horas: Conferencia ‘Los ranchos de ánimas de Canarias y la memoria que queda del Rancho de Ánimas de Ingenio’. Catedrático de Filología Hispánica en la ULPGC, Maximiano Trapero.
- 21.00 horas: Conferencia ‘El Patrimonio etnográfico de Gran Canaria como recurso turístico’. Licenciado en Historia y en Antropología Social y Cultural, Francisco Mireles.

LUGAR: Centro Cultural de Ingenio “Federico García Lorca”
Calle Ramón y Cajal, 29. Ingenio.

3ª Jornada. II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias

3ª Jornada. II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias

La tercera jornada del II Campus Universitario de Etnografía y Folklore de Canarias de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) se celebrará el miércoles, 22 de julio de 2015, en el Centro Cultural de Ingenio “Federico García Lorca” en sesión de tarde.

En esta ocasión las conferencias del Campus, que se enmarcado en el Festival Internacional de Folklore Villa de Ingenio ‘Muestra Solidaria de los Pueblos’, vendrán de la mano de varios expertos.

A las 20.00 horas tendrá lugar la conferencia “El Folklor también emigra” será impartida por Eliana Marcela Gutiérrez León, Antropóloga de la Universidad de Antioquía-Colombia.

Posteriormente, a las 21.00 horas intervendrá el Profesor y Vicedecano de la Facultad de Economía, Empresa y Turismo de la ULPGC, José Luis Ballesteros Rodríguez, quien hablará de la
“Gastronomía como elemento clave del destino turístico”.

Ambas conferencias serán presentadas por la secretaria de Coros y Danzas de Ingenio, Obdulia Artiles Naranjo.

FECHA: Miércoles, 22 de julio de 2015

HORA:

- 20.00 horas: Conferencia “El Folklor también emigra”. Antropóloga de la Universidad de Antioquía-Colombia, Eliana Marcela Gutiérrez León.
- 21.00 horas: Conferencia “Gastronomía como elemento clave del destino turístico”. Profesor y Vicedecano de la Facultad de Economía, Empresa y Turismo de la ULPGC, José Luis Ballesteros Rodríguez.

LUGAR: Centro Cultural de Ingenio “Federico García Lorca” Calle Ramón y Cajal, 29. Ingenio.

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más Información